Ir al contenido

Nom 025: Certificación para la Norma Mexicana en Igualdad Laboral y No Discriminación

Nom 025 : ¿Qué es? ¿Qué certifica? ¿Cuáles son los pasos para obtenerla? y ¿Qué beneficios ofrece? ¡Descúbrelo a continuación!

De acuerdo con un estudio de PwC, las mujeres ocupan solo el 5% de los puestos en los consejos de administración. Esto demuestra que aunque la conversación sobre paridad de género esté instalada en el país, todavía hay mucho por hacer para alcanzarla. 

Por otro lado, según el reporte 10 años de medición de pobreza México 2008-2018 , del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), las poblaciones más vulnerables en el país son las mujeres indígenas que habitan zonas rurales, las personas en condición de discapacidad y los menores de edad y adultos mayores. El informe refleja que el porcentaje de mujeres en situación de pobreza es más alto que el de los hombres. Esto guarda una estrecha relación con la desigualdad de oportunidades en el mercado laboral. 

Para que los centros de trabajo reviertan esta situación, necesitan prácticas en materia de igualdad laboral y no implementar discriminación. Conocida como Norma mexicana en igualdad laboral y no discriminación , se trata de un instrumento clave en estos tiempos. Las organizaciones necesitan revisar sus prácticas y procesos para garantizar el respeto de los derechos laborales de las trabajadoras y los trabajadores, sin distinción. En este sentido, la Nom 025 es el camino. 

¿Qué es la Nom 025?

La Nom 025 es una certificación de adopción voluntaria destinada a las organizaciones públicas y privadas. Esta fue creada de forma conjunta por la Secretaría de Trabajo y Previsión Social (STPS), el Instituto Nacional de las Mujeres (Inmujeres) y el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (CONAPRED). En esencia, es un mecanismo que reconoce a organizaciones que establecen políticas y prácticas en materia de igualdad laboral y no discriminación. 

En la Nom 025 figuran los requisitos para que las organizaciones integren e implementen prácticas para la igualdad laboral y no discriminación. El objetivo de esta certificación es el reconocimiento público de las empresas que llevan adelante estas medidas. Sin embargo, no es lo único. Además, la norma permite fijar las bases de la transformación cultural dentro de las compañías. En estas, el eje principal  es  la igualdad y la inclusión.

De alguna manera, las organizaciones que se certifican en la Norma mexicana en igualdad laboral y no discriminación siguen criterios comunes, tendientes a lograr que en sus espacios todas las personas tengan las mismas oportunidades de desarrollarse de forma integral.

La certificación está dirigida a todos los centros de trabajo públicos, privados y sociales establecidos en la República Mexicana. Sin distinción de tamaño, sector o actividad.

Nom 025 ¿Qué certifica?

Una de las dudas frecuentes con respecto a este tema es sobre qué certifica la Nom 025. En este sentido, los principales ejes de la norma son:

  • Incorporar la perspectiva de género y no discriminación en los procesos de reclutamiento, selección, movilidad y capacitación.
  • Garantizar la igualdad salarial.
  • Implementar acciones para prevenir y atender la violencia laboral.
  • Realizar acciones de corresponsabilidad entre la vida laboral, familiar y personal de las trabajadoras y los trabajadores, con igualdad de trato y de oportunidades.

Así, la Norma mexicana en igualdad laboral y no discriminación certifica que las empresas cumplen una serie de requisitos encaminados a la igualdad laboral entre hombres, mujeres y otros grupos minoritarios y diversos. Por ello, la certificación interviene en los procesos de reclutamiento, capacitación y selección del personal de las organizaciones. Además, también opera en el clima laboral, en los planes de carrera y en los procesos de capacitación y adiestramiento

Es importante dejar en claro que lo que caracteriza a la Nom 025 es su carácter progresivo. ¿Qué quiere decir esto? Se reconoce que el alcance de la igualdad en los centros de trabajo es un proceso que incide directamente en la transformación de la cultura organizacional. Por ello, esto no se puede lograr de la noche a la mañana, sino que lleva tiempo cambiarlo. De esta manera, uno de los principios de la certificación es la progresividad. Pensándola también como una forma de mejora continua hacia el logro del objetivo de igualdad y no discriminación dentro de las empresas.

Cómo obtener la Norma mexicana en igualdad laboral y no discriminación

Como dijimos antes, la Nom 025 no implica obligatoriedad para las organizaciones, sino que se trata de una certificación opcional. La misma está compuesta por 14 requisitos que las organizaciones deben comprometerse a cumplir. Por ello, para obtener la certificación, los centros de trabajo se someten a una evaluación en la que obtienen un determinado puntaje. Este se relaciona a la adecuación de la compañía a los requisitos establecidos en la norma. 

Como podemos inferir, el primer paso para que las organizaciones puedan obtener la certificación es conocer esos requisitos. 

Los requisitos de la Nom 025

La Nom 025 establece en principio 3 tipos de requisitos: 

  • Participación. Estos requisitos son exigidos para poder optar a la certificación. Consiste en presentar una constancia oficial, con antigüedad máxima de 6 meses, que establezca que la organización no ha incumplido con la Ley Federal del Trabajo y la Ley Federal para Prevenir y Eliminar la Discriminación. La constancia debe ser emitida  por la Procuraduría Federal de la Defensa del Trabajo (PROFEDET) y CONAPRED.
  • Críticos. Se trata de 5 requisitos de ineludible cumplimiento para obtener la certificación. Tienen un valor de 30 puntos.
  • Generales. En este caso, se trata de 9 requisitos que pueden cumplirse de manera gradual. Son evaluados para alcanzar el resto del puntaje necesario. 

Una vez que se obtiene la constancia para cumplir con los requisitos de participación, es clave conocer qué prácticas se incluyen dentro de los requisitos críticos y generales.

Requisitos críticos

Como dijimos antes, los requisitos críticos de la Norma mexicana en igualdad laboral y no discriminación son aquellos de cumplimiento obligatorio para obtener la certificación. En total, se distinguen 5 prácticas: 

  • Contar con una política de igualdad laboral y no discriminación en la organización. Esta política debe constar de forma escrita y ser conocida por quienes laboran en el centro de trabajo.
  • Conformar un comité. Este será el encargado de la vigilancia del desarrollo e implementación de las prácticas de igualdad laboral y no discriminación en la empresa. La comisión debe contar con la misma cantidad de hombres y mujeres. 
  • Diseñar un proceso de reclutamiento y selección de personal sin discriminación y con igualdad de oportunidades. Estos procesos deben estar libres de cualquier sesgo sexista u otros criterios discriminatorios, eso incluye anuncios de trabajo, la descripción de puestos y las entrevistas, entre otros puntos. 
  • Realizar una auditoría interna. Esta debe realizarse previo a la certificación. Aquí se debe evaluar la implementación de prácticas y acciones de igualdad laboral y no discriminación dentro de la organización. 

Medir el clima laboral. La medición debe servir para conocer la percepción que tiene el personal del clima laboral y no discriminación en el espacio de trabajo. Esto debe realizarse durante la auditoría de certificación y el seguimiento.

Requisitos generales 

Se trata de requisitos que se pueden cumplir gradualmente y no constituyen un motivo para no obtener la certificación. Aunque, cabe aclarar, son necesarios para alcanzar el puntaje mínimo para certificarse. Estos son:

  • Código de ética. Este debe prohibir todo tipo de discriminación en la organización. Tiene que adecuarse a lo establecido en la política de igualdad laboral y no discriminación.
  • Salario, prestaciones y compensaciones. Implica establecer criterios para el aumento de salarios, asignación de compensaciones y demás incentivos, con base en procedimientos transparentes, igualitarios y sin discriminación.
  • Planes de carrera, ascenso y permanencia. Procesos transparentes dirigidos a la movilidad horizontal y vertical en la organización. Estos deben ser libres de sesgos sexistas o discriminatorios. Asimismo, tienen que difundirse a todos los colaboradores por igual. Además, es necesario contar con evaluaciones del desempeño objetivas, que brinden oportunidades reales de desarrollo a todo el personal. 
  • Capacitación y adiestramiento. Todos los colaboradores tienen derecho a acceder a opciones de formación sin importar los niveles de responsabilidad que tengan. Al mismo tiempo, se deben crear mecanismos incluyentes y con perspectiva de género para el acceso a estas capacitaciones. 
  • Capacitación en igualdad laboral y no discriminación. Crear campañas de concientización en materia de igualdad laboral y no discriminación. 
  • Lenguaje incluyente o inclusivo. Aplica a toda la documentación de la empresa, así como también a la comunicación interna y externa.
  • Corresponsabilidad en la vida laboral, familiar y personal con igualdad de oportunidades. Flexibilización de horarios para la conciliación laboral-personal; licencia por maternidad y paternidad extendida; espacios privados para la lactancia; y guarderías en el centro de trabajo, entre otras. 
  • Accesibilidad. Implementar espacios físicos adaptados a las necesidades de todos los trabajadores. 
  • Prácticas de discriminación y violencia laboral. Establecer mecanismos y regulaciones para prevenir, atender y sancionar estas prácticas.

Obtén la certificación en la Nom 025 paso a paso 

Podríamos decir que conocer los requisitos establecidos en la Norma mexicana en igualdad laboral y no discriminación es el primer paso para obtener la certificación. Ya tienes parte del trabajo hecho. Lo que resta es descubrir cuáles son los pasos a seguir una vez que tienes esta información.

-Paso 1: Autoevaluación para determinar si se cumplen con los requisitos

Como ya conoces las exigencias de la Nom 025, ahora puedes evaluar qué ajustes debes realizar en tu empresa para cumplir con los requisitos críticos y generales. 

-Paso 2: Crea tu política de igualdad laboral y no discriminación

El siguiente paso es crear tu política de igualdad laboral y no discriminación. Ten en cuenta que este es un requisito crítico, por lo tanto, es necesario tomarse el tiempo para establecer los criterios a incluir en dicho documento. 

Recuerda que en base a esta política, tus colaboradores realizarán una auditoría interna para acreditar el cumplimiento de la misma. Una vez realizada la auditoría, esta debe quedar firmada por el máximo directivo de la empresa. 

-Paso 3: Registra tu organización ante el Consejo Interinstitucional

Debes registrar la participación de tu centro de trabajo en el proceso de certificación de la norma ante el Consejo Interinstitucional. El mismo está integrado por STPS, Inmujeres y CONAPRED.

El registro se completa al enviar por correo electrónico los siguientes documentos:

  • Cédula de Registro completa y firmada.
  • Carta Compromiso en hoja membretada, firmada por la máxima autoridad, alta dirección o representante legal.
  • Copia del diagnóstico de autoevaluación realizado.

-Paso 4: Certifica a tu empresa en la Nom 025

Puedes consultar la página de la Entidad Mexicana de Acreditación (EMA), donde figura el listado de organismos de certificación avalados para la Nom 025. 

Una vez que elijas un organismo, este procederá a la evaluación o auditoría de la empresa. En esta evaluación se debe obtener un mínimo de 70 puntos. 

-Paso 5: Envía la copia del certificado al Consejo Interinstitucional

En cuanto obtengas la certificación, debes enviar la copia del certificado al Consejo Interinstitucional. Así, podrás tener el derecho al uso de la marca y el logo oficial. 

-Paso 6: Programa una auditoría de vigilancia 

Por último, obtener la certificación para la Nom 025 es iniciar un camino de mejora continua. Esto quiere decir que se deben realizar acciones para sostener las prácticas en igualdad laboral y no discriminación en el centro de trabajo. Para fiscalizar que esto sea así, antes de cumplir dos años de haber obtenido el certificado es necesario programar una auditoría de vigilancia. 

Beneficios para los centros de trabajo que se certifiquen en la Nom 025 

Muchos piensan que el beneficio principal de certificarse en la Nom 025 es obtener el reconocimiento y exhibirlo como una muestra del valor que tiene la organización. Sin embargo, esta es solo una de las ventajas. 

Lo cierto es que los centros de trabajo que han optado por certificarse en la normativa han conseguido mucho más que eso. Por ejemplo, descubrir que sus prácticas no eran inclusivas, aunque creían que sí. Esto les brindó una nueva visión de sus propios procesos y les permitió avanzar en el cambio cultural que la organización necesitaba.

En otros casos, sirvió para lograr un mayor compromiso del personal y fortalecer también su lealtad. Lo que contribuyó a aumentar la retención de talento. Asimismo, las empresas inclusivas y con perspectiva de género son más atractivas a los ojos de los trabajadores, por tanto, esto mejora la imagen de la empresa y ayuda a atraer mejores colaboradores para los equipos. 

Al mismo tiempo, adecuarse a la Nom 025 es una forma de promover el equilibrio entre el trabajo, la vida personal y familiar. Lo que también ayuda a mejorar la percepción del personal sobre el centro de trabajo y crea un clima organizacional más positivo. 

Como si esto fuera poco, la certificación permite mejorar la imagen de la organización ya no solo pensando en términos de atracción de talento, sino también a los ojos del consumidor final. Esto puede tener interesantes repercusiones en los resultados comerciales de la empresa.

Sin dudas, el beneficio más notable de adecuarse a la Nom 025 es crear espacios de trabajo con igualdad de oportunidades para todas las personas. Contribuyendo así a la paridad de género y a la inclusión en el mercado laboral.

Transforma la gestión de personas en tu empresa con Factorial 

Caminar hacia la transformación cultural en una organización no es fácil, involucra procesos ya todas las personas inmersas en estos. Por ello se requiere de recursos que llevar a cabo un control sobre estos procesos y un entendimiento más amplio sobre las necesidades de los colaboradores en la incorporación de los cambios. 

El software de RH es clave en los procesos de transformación de las empresas. Dado que se ajusta a las necesidades específicas de cada compañía. 

Si quieres mejorar la gestión de tus equipos y alcanzar los objetivos, necesitas la tecnología adecuada de tu lado.

✅Potencia el desarrollo de personas en tu organización  ¡Prueba Factorial gratis por 14 días! 🚀

Publicaciones relacionadas

Dejar comentario